fbpx

5 consejos para mantener tu negocio a flote

mantener tu negocio a flote
Depositphotos

Si bien el coronavirus trajo consigo una crisis financiera, los problemas económicos en el mundo ya se estaban viendo desde antes, pero el SARS-CoV-2 impulsó esta desaceleración, parte de ello es porque muchos negocios pequeños (encargados de mover las economías locales) tuvieron que detener sus actividades. Te contamos como puedes mantener tu negocio a flote con estos consejos.

Los negocios que no cerraron, tuvieron que cambiar sus formas de venta y dejar atrás el modelo clásico de retail, para sumarse a iniciativas de venta a domicilio, trabajo a distancia o la modalidad de comprar en línea y recoger en tienda. Pero poco a poco, decenas de países están levantando la cuarentena, pero eso no significa que todo volverá a la normalidad.

En Londres, por ejemplo, se planea reabrir el comercio el próximo 15 de junio, sin embargo, los dueños de los pequeños negocios señalan que los “clientes no gastan, y no tienen confianza en la economía”.

De acuerdo al CEO de la Asociación Británica de Comerciantes Independientes (BIRA), «podemos esperar alguna demanda inicial, pero eso será de corta duración y entonces los minoristas se enfrentarán a la dura realidad de una menor afluencia a las tiendas debido al distanciamiento social y, por consiguiente, a la disminución de las ventas”.

Ante este panorama, lo mejor es tener un plan de continuidad en tu negocio, que permitirá afrontar estos momentos complicados y que siga vendiendo a pesar del periodo de incertidumbre. Así que te presentamos estos 5 tips

Analiza los riesgos de tu negocio

De acuerdo a la aseguradora Zurich, el plan de riesgos de un negocio debe basarse en estas dos ideas principales:

  • Los accidentes (imprevistos) se pueden evitar y, si suceden son una manifestación de que algo no iba bien en el desarrollo de una tarea, es decir, que ha habido un fallo.
  • Es necesario estudiar y analizar todo, así que tener en cuenta los procesos, procedimientos y actividades que se deben realizarse ante un riesgo.

Cualquiera que sea la causa de la interrupción del negocio, deberás concentrarte en las tareas y actividades cruciales para mantenerlo funcionando, por ejemplo: el personal clave, procesos elementales, proveedores, formas de entrega y alternativas ante cada uno de los puntos mencionado.

Con todo esto en mente, ahora sí podrás entender  mejor si el riesgo puede ser eliminado, reducido o se puede aceptar para que tu trabajo sea modificado a pesar de los riesgos.

Eso sí, no todo está perdido, los signos de recuperación se ven ligeramente de acuerdo a American Express, que indicó en una conferencia de prensa que se están empezando a ver signos de pronta recuperación de la primera ola de la pandemia de coronavirus, pero siguen existiendo desafíos.

De acuerdo al Business Insider, el gasto de tarjetahabientes de Amex sigue bajando, pero menos que a principios de año. A mediados de mayo, el negocio había bajado un 30% en una base anual, pero esto es una mejora desde el descenso anual del 45% en el negocio de facturación visto en abril, lo que indica que a medida que se reabre la venta al por menor, los consumidores están empezando a gastar de nuevo provisionalmente.

Así que con esto en mente, es momento de pensar en el siguiente punto.

Desarrolla un plan de recuperación

Planea los procedimientos que debes seguir para la recuperación de tu empresa. Pon un objetivo claro para saber “a dónde quieres llegar”, esto es importante porque al establecer una meta sabrás hacia dónde te tienes que dirigir. Eso sí, ten en cuenta que no regresarás al punto en el que estabas anteriormente, así que piénsalo muy bien y sé amable con tu negocio.

Lo ideal es planear cada uno de los pasos con tiempo, objetivos claros y medibles para que sea un sepas qué hacer y cuándo hacerlo, y no quede como un simple sueño.

Según el Colegio de Contadores Públicos de México, es importante que sumes a tu personal a este plan, porque si no está familiarizado, puede fallar, crear confusiones entre ellos e incluso hacerlos apáticos ante esta meta, por lo que tu plan podrá no funcionar.

Si aún tienes dudas en cómo desarrollar tu plan y llevarlo a cabo, hazte las siguientes preguntas:

  • ¿Qué recursos necesitarás para recuperar y mantener la actividad de tu empresa?
  • ¿Quién será responsable de la aplicación de esta estrategia?
  • ¿Quién tiene contactos de personal, proveedores clave, clientes, servicios públicos, servicios de seguridad, contratistas de mantenimiento, ingenieros de servicio, seguros, banqueros, seguros y hasta del dueño?
  • Verifica tus plataformas de comunicación, desde tus redes sociales y sitio web serán un espacio para que tus clientes reciban atención. ¿Tus clientes pueden comunicarse fácilmente contigo?
  • ¿Tu servicio al cliente es efectivo?
  • ¿Tu sitio web es completamente funcional para dispositivos móviles como en computadoras?
  • ¿Tiene registros de todos tus activos?

Con esto, podrás darte una idea de lo que deberás planear y así podrás probar el plan, recuerda que siempre puedes actualizarlo conforme a las necesidades del mundo y así obtener los resultados esperados.

Venta omnicanal

Tal vez pienses que el término “omnicanal” es un cliché del mundo corporativo. Si bien es una expresión de moda, su definición formal, según Hubspot, es “comprender con quienes te comunicas en los distintos canales (sitio web, correos electrónicos, redes sociales, apps, centro de atención telefónica, tiendas, anuncios, etc.) y luego conectar esos canales para ofrecerles a los usuarios lo que desean”. 

Con esto en mente, deberás planear los canales de venta que tus clientes, porque puede que ellos revisen más sobre tu negocio a través de distintas formas: tu local comercial, preguntan a conocidos, investigan con otros negocios y van a internet, así como las redes sociales. Pero ¿tu público objetivo lo hace?

Es muy importante que valides que esto ya que no tendría sentido de que comiences a vender por otros medios y que tus consumidores no se acerquen a ellos; por ejemplo, imagina que decides llevar tu negocio a la venta en línea o únicamente a través de apps de delivery, pero si tus consumidores prefieren el contacto humano, no tiene sentido que te sumes a estas modalidades.

Así, de esta manera, podrás evaluar en cuántos canales puedes sumarte a vender; sin embargo, no todo es fijo, lo ideal es tener distintos medios y hasta mezclarlo como por ejemplo que tus clientes realicen pagos en línea y recojan en tienda, o que paguen en tienda y que se envíe a domicilio.

Frena los aumentos o contrataciones

Según cifras de la Encuesta sobre estrategias de capital humano frente a los impactos del Covid-19, elaborada por Data de Willis Towers Watson, 215 compañías con operaciones en México, 75% de estas empresas han decidido retrasar nuevas contrataciones y más de la mitad, 65%, las ha congelado o reducido.

Lo importante de esto es que deberás tomar en cuenta que las empresas están ahorrando en salarios en las altas esferas, como la Junta Directiva o el Comité Ejecutivo; en tanto, 20% de las empresas planea reducir el salario de directivos y gerencias, y en un porcentaje mucho menor, para todos los demás niveles.

Esta estrategia puede ayudar porque se prevé que las compras y la economía se vea en lenta recuperación, lo que haría que legisladores alrededor del mundo promuevan el gasto de ahorros mediante la relajación de reglas de aislamiento, la oferta de más apoyos económicos o el impulso de tasas de interés aún menores e incluso negativas.

Enfócate en tu fuerza laboral actual

Es importante conocer las fortalezas de tu equipo de trabajo con la intención de aprovecharlas al máximo, pero así también, deberás considerar sus debilidades para irlas reforzando con el paso del tiempo, de esta manera podrás ir dándole herramientas a tu equipo para que mantengan su entusiasmo de trabajo.

Sin embargo, ahora más que nunca deberás enfocarte en la seguridad y salud de tus trabajadores, porque el virus sigue activo y es parte de la vida diaria de cada uno de nosotros. Es cierto que unos sectores están más vulnerables que otros, pero siempre es de gran ayuda implementar las medidas que las autoridades exigen.

Es importante que estas medidas sean comunicadas a todos a través de una buena estrategia de comunicación interna. Lo ideal es que tus equipo de trabajo esté cómodo y entienda el por qué de las medidas, así como evitar la desinformación, el miedo que podrían provocar más daños que bien a la salud mental de tus trabajadores. 

De acuerdo a la firma Price Waterhouse Coopers, si tu negocio lo permite, una buena idea es incrementar el trabajo remoto, así evitarás contagios, permitirás que el trabajo continúe y los procesos no se vean detenidos. Sin embargo, es importante tener en cuenta que la producción, el desarrollo, la convivencia y hasta nuestra organización deberá cambiar, porque así lo exige la nueva normalidad.

No hemos podido validar su suscripción.
Se ha realizado su suscripción.

Suscribete a nuestros contenidos

Suscríbase a nuestra newsletter para recibir nuestras novedades.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.